jueves, 12 de abril de 2012

Sonidos de Rayuela. Capítulo 142

 Erik Satie. Gymnopedie No 2.

La pobre entendía tan bien muchas cosas que ignorábamos a fuerza de saberlas.

Lloraba como lloraba ella, con toda la cara, horrible y maravillosa. Miraba mi cuadro y lloraba. No fui bastante hombre para decirle que por la mañana yo también había llorado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada